... ...

El Arte Neolítico en China

Texto de Marcos Uyá Esteban /Mas allá de la fronteras

 

Prácticamente desconocido en Occidente, lleno de riqueza artística y de una diversidad enorme ; belleza, calidad, material, decoración y cantidad de piezas, que lo dotaron como algo único en el mundo, a pesar de que los restos arqueológicos encontrados, en algunos casos, se encuentren muy fragmentados.

El Neolítico visto desde el arte

Neolítico y arte mantienen una estrecha relación debido a la gran cantidad de piezas y objetos existentes y a las innovaciones en cuanto a los materiales utilizados como el jade y la seda, y el uso de otros más corrientes como la madera y el hueso.

Disco de jade chino

Sobre todo en los ritos funerarios, donde se utilizaban cerámicas especializadas reservadas a tal uso en el que los artistas desarrollaban todo su arte de una manera concisa y equilibrada.

También en este periodo el jade cobró protagonismo especialmente en las figurillas de trípodes de la cultura Longshan o en las placas de jade de la cultura Liangzhu, aunque su máximo apogeo sería en la Edad del Bronce.


Destacables son las figurillas humanas, fundamentales para entender el neolítico chino.

De mirada penetrante, estas figurillas fueron complementos o partes de jarras y vasijas de la cultura de Yangshao o simples figurillas humanas en hueso de las culturas de Hongshan y de Liangzhu.

Por último, hay que señalar la presencia de elementos usados dentro de la vida cotidiana que no corresponden a cerámicas, sino ornamentos para el pelo hechos en jade con incrustaciones de turquesas pertenecientes a la cultura de Longshan u hojas de cuchillo relacionadas con la tardía cultura de Erlitou usadas en ceremoniales, a caballo entre el Neolítico y la Edad del Bronce.

El arte en las principales culturas neolíticas chinas

Hasta hace unas pocas décadas, se pensaba se pensaba que, sólamente, habían existido dos grandes culturas, que eran

  • la de Yangshao (5000-3000 a. C.) y 
  • Longshan (2500-1700 a. C.) ambas al norte. 

Pero recientes descubrimientos han ampliado el horizonte chino en este periodo, con la aparición de culturas contemporáneas de la primera,

  • como Hemudu (5000-4500 a. C.), 
  • Majiabang (5000-4000 a. C.) o 
  • Songze (4000-3000 a. C.) todas ellas en el sur de China, y otras a caballo entre ellas como Hongshan al noreste (3500-2500 a. C.), Majiayao al noroeste (3500-1500 a. C.) y Liangzhu al sur del país (3000-2000 a. C.). 
  • Luego nos encontraríamos a la citada Longshan y finalmente Erlitou, casi en el Bronce entre el 1700-1500 a. C.

Cultura Yangshao

Situada en la actual provincia de Henan y al oeste de Baoji, se define por sus cerámicas pintadas de motivos pigmentados en colores sobre arcilla roja.

Destacan los motivos vegetales como ramas, hojas, pétalos o semillas y animales, sobre todo venados, aves acuáticas con peces en el pico, insectos y ranas nadando. También hay representaciones de caras humanas en las que las cejas son muy prominentes y los ojos muy pequeños perforados dentro de la arcilla.

Miaodigu, dentro de esta cultura, destaca por las obras escultóricas coloreadas más antiguas de China y por la cerámica arenosa de color rojo.

Cultura Hongshan

Enmarcada en la provincia de Liaoning, está asociada a la utilización del jade como valor espiritual y ceremonial asociado a alguna divinidad protectora. A los difuntos se les coloca símbolos de jade en el pecho como medida de protección. Escultóricamente destaca por las representaciones de mujeres asociadas a ritos de la fertilidad e incluso se compara con las figuras de cerámica del Paleolítico francés.

Cultura Magiayao

Ligada durante mucho tiempo a la cultura Yangshao, lo más reseñable son sus vasijas cuya decoración son figuras humanas, especialmente femeninas, que parecen asociarse a ritos de fertilidad e incluso al chamanismo.

De esta cultura, destacar un hallazgo del 3200 a. C. en Lintao, provincia de Gansu, de una botella de cerámica que causó un gran impacto ya que aparecen en ella pintada figurillas humanas que se hacían hasta entonces en esculturas de arcilla, sentando las bases de la pintura tradicional china.

Cultura Liangzhu


Situada alrededor de Shanghai, lo más llamativo es la presencia de tallas de jade usadas como ornamentos, en ceremonias relacionadas con el armamento y en rituales relacionados con el cong y el bi, especies de discos de jade encontrados en numerosas tumbas de Fanshan, provincia de Zhejiang. También en ellas, se localizan numerosos objetos de cerámica y piedra.

Cultura Longshan

Abarca la provincia de Shandong en el este hasta la provincia interior de Shaanxi. La cerámica pintada es de color negro, de pasta fina y tersa. La forma de las vasijas es curvada y saliente sobre todo en boca, pie y asa. La decoración es zoomorfa (ovejas, gatos, perros y gansos). También destaca la cerámica de color gris pardo y gris azulado con motivos estampados.

Cultura Erlitou

Constituye el epílogo del periodo Neolítico en China. Trabajó el jade, pero su característica más sobresaliente son el ajuar de sus tumbas con la utilización de vasijas de bronce junto a las de cerámica, dando a entender ya la transición entre el Neolítico y la Edad del Bronce.

Condicionantes geográficos y culturales de la China Neolítica

  • Clima más cálido y húmedo que el actual, con amplias marismas en torno al río Amarillo. 
  • Formación de la llanura aluvial en el norte de China. 
  • Paisaje más verde y boscoso que hoy en día con extensas arboledas. En cuanto a los recursos, éstos fueron variados y abundantes, en donde pronto el hombre iniciaría las primeras manipulaciones en la naturaleza actuando sobre cereales, raíces y tubérculos.

Culturalmente no hay una evolución uniforme. En el Mesolítico, existían diferencias evidentes en las diversas áreas geográficas, porque si en el norte se desarrolla una cultura microlítica emparentada con los complejos microlíticos de Manchuria, Mongolia y Sur de Siberia, el sur presenta un entroncamiento con el complejo de culturas llamadas “hoabinhianas” del sudeste de Asia.
Ya en el Neolítico, hacia el 6500-5500 a. C., en la zona norte, los yacimientos se agrupan en torno a los grandes ríos como el Amarillo y Wei, con poblados de casas redondas, con una incipiente agricultura (mijo) y ganadería (restos de gallinas y cerdos), así como una incipiente ganadería.

Se constata además, el uso de la cerámica con piezas hechas a mano y cocidas en hornos, cuyas temperaturas raramente excedían de los 900 grados. Mientras tanto, en el sur, el panorama es diametralmente opuesto. Las viviendas están localizadas en cuevas kársticas.

Una de estas cuevas, llamada Cueva de los Espíritus, nos permite ver una población dedicada a la pesca y la caza, si bien hay abundantes restos de crías de cerdos, que solo pueden ser imputables a una incipiente domesticación.

Estas culturas del sur conocieron una cerámica de basta factura y grosor desigual.

Bibliografía utilizada:

    • Cervera Fernández, Isabel. El arte chino, nº 23. Madrid: Historia 16, 1989.
    • Kontler, Christine. Arte chino. Madrid: Libsa, 2001.
    • Rawson, Jessica (ed). Mysteries of Ancient China: Discoveries from the Early Dynasties. New York: Georges Braziller Inc. 1996. Concretamente el capítulo primero “Unknown China. The Neolithic period”.
    • Yang Yang y Zhao Gushan. Chinese Archeology. Edited by Art Exhibitions China. [translated by Zhang Tingquan] Beijing: Foreign Languages Press, 2002.
    Marcador

Ampa

View more posts from this author
2 thoughts on “El Arte Neolítico en China
  1. Pingback: www.meneame.net

  2. Pingback: ESCULTURA PALEOLÍTICA Y NEOLÍTICA | Me corto La Oreja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>